domingo, 31 de marzo de 2019

La propuesta - La historia de Marisol

La propuesta -La historia de Marisol
Que Marisol siempre sintió algo por Julián (además de ganas de molestarlo) no es ninguna novedad.
Es que él es tan... talentoso, pulcro, irritante.... que no puede evitarlo.
Un día, decide hacerle una propuesta.
Y ahí (no) comienza esta historia.
Es que esta historia había comenzado muchos años antes.

Finalmente "solté" La Propuesta.

Hubo varias discusiones respecto al título del libro: se barajó "El ultimátum" y "Si supieras" (pero ya tengo Si te vieras y no quería repetir el formato ¿?). 
Yo quería ponerle "La tregua"(no por nada Contá conmigo se llama: Contá conmigo), pero me pidieron que deje a Benedetti en paz .

Más problemas tuve con la sinopsis; es que no me gustan las que son un resumen de la historia o hacen preguntas retóricas (si se da por sentado que la cosa va a terminar bien,  no les veo mucho sentido); estuve tentada a usar algunos de los comentarios que hicieron   mis lectores de prueba (entre nos, "los torturados").


"¿Flaco como quién es Julián?".
“Marisol es una pesada”
"Metiste un gato!!!!!!!!!!!"
“Me cae mejor él”
"Marisol tiene muchos problemas".
"¡Aguante el contra bullying!"
"Me reí, sos una tarada"
"Lo viví. ¡Felicitaciones!" 
(Es que a veces me alientan).

Es que, con  mi obsesión por contar sin contar, sus opiniones casi quedan mejor que la propia sinopsis.

Está disponible en todos los  Amazon y Gratis con Kindle Unlimited.

jueves, 28 de marzo de 2019

De la A la Z multimedia letra J.

Juego de tronos es mi serie elegida para la letra J, porque... ¿Qué otra podía ser?



Iba a empezarla en alguna de las primeras temporadas y después fui testigo de  discusiones, teorizaciones ¿? y puteadas varias, así que decidí esperar a que esté completa para verla (alguna vez conté lo mal que llevo la incertidumbre).
No hace tanto me hicieron un cronograma según el cual tenía que ver un capítulo de lunes a viernes y tres los sábados y domingos para llegar con todo al día al estreno de la última temporada que es el domingo 14 de abril.
Ese ni lo empecé, así que me hicieron otro por el cual mediante una combinación de dos - tres capítulos por día también llegaría (no va a suceder) y me evitaría los spoilers a los que obviamente voy a estar expuesta. Es cierto que soy re Dory, pero tampoco la pavada... Tocará comprar tapones para los oídos mientras me pongo al día.

Just a fool
Chistina Aguilera -Blake Shelton

I said that I don't care
I'd walk away whatever
And I tell myself we were bad together 
But that's just me trying to move on
With out you
But who am I kidding
I know what I'm missing...




domingo, 24 de marzo de 2019

Novedad... not

Yo quería contar mis novedades, pero Amazon tiene sus propios planes, así que me toca esperar.


via GIPHY

En fin... 
Buen domingo.

jueves, 21 de marzo de 2019

De la A a la Z: letra I

I´m the night



Voy a confesar que empecé a ver la serie porque hice lio y puse en otra letra la que había elegido para esta.

El trailer me llamó la atención y que fuera una colaboración entre Patty Jenkins y Chis Pine terminó de convencerme (tenés que ver Wonder Woman).

Más allá de que está ambientada en los 60´s, la estética es muy de la época: los planos,  el énfasis en lo lánguido de algunos personajes y lo acartonado de otros... y esos pianos sonando fuerte en los momentos de suspenso.

La serie está basada en las memorias de Fauna Hodel; mezclando ficción y realidad.
Lo último que voy a decir que es que ojalá algunas cuestiones de las que trata hubieran sucedido solo en la ficción.

Canción con I:
 I´m yours

Otra canción para el que el hombro se mueva solo.

¡Buen jueves!


domingo, 17 de marzo de 2019

De los Bridgertons y Shonda Rhimes.

¡Qué difícil todo!

Varios meses atrás había leído que Los Bridgerton serían convertidos en serie por Netflix y me pareció una noticia genial porque la saga es buenísima (no tanto como mis amados Smythe Smith, pero casi).

¿Y de qué me enteré después?
De que la serie iba a producirla Shonda Rhimes quien produce Grey´s Anatomy, Scandal, How to get away, etc...
Productora a quien le hice la cruz después de la MAYOR TRAICION TELEVISIVA QUE SUFRI EN MI VIDA.
Que pasó hace años, pero todavía no supero ;)

Va spoiler de Grey´s Anatomy:

¡Mató a Derek!
¿Cómo va a matar a Derek?

Soy consciente de que  si el actor no quería seguir con el personaje, tal como pasó con Patrick Dempsey, muchas más opciones para cerrar la historia no tenía: la serie se llama Grey´s Anatomy y ya había matado a Lexi, así que no podía mandar a Meredith y familia de viaje para siempre porque no le quedaba ninguna Grey para que el nombre siguiera teniendo sentido.
Pero, ¿matarlo?
¿Después de todo lo que le hizo pasar a Meredith  y a él para estar juntos?
Ni siquiera mientras estaban juntos la tenían fácil.
No, no y no.

No voy a tener en cuenta que ya había matado a George, al bebé de April y Jackson, a Marc y al personaje que hizo Jeffrey Dean Morgan (del que se enamoró Izzie)y muchos más que ahora no recuerdo...
¡Ni siquiera el perro se salvó!
De casualidad  no mató también a Izzie y a Cristina (habría que agradecerle por eso, ¿no?)

Creo que lo más justo para la historia era hacer un spin off con los personajes que quedaban (que los hay para tirar para arriba) con participaciones especiales de Ellen Pompeo (tampoco era justo dejarla afuera).
Creo yo.

Así que, como decía más arriba, le hice la cruz a SR:  antes de arrancar una serie me fijo que no haya sido producida por ella.
Si es así, paso de largo (por más recomendadada que venga).

Voy confesar algo (voy a escribirlo rápido y vos vas a leerlo de pasada).
Estaba considerando ver Los Bridgerton.
Si vamos al caso, ¿qué vuelta de tuerca horrenda le podía dar si ya estaba todo escrito y cerrado?
Era como romper la dieta… ¿o no?

Y me encontré con esto:

Rhimes convertirá el romance en drama con su adaptación de la serie de Bridgerton de Julia Quinn.


¡Qué difícil todo!

jueves, 14 de marzo de 2019

De la A a la Z multimedia: letra H




Me declaro fan de los Scott Brothers, a los que debo confesar... no les conozco la voz.
No me simpatizan los programas doblados (todavía no me repongo de la vez que  haciendo zapping enganché a Sheldon "hablando" en castellano); y ni se diga de lo nerviosa que me ponen las novelas turcas en las que la boca va para un lado y las palabras para otro; pero con ellos no me molesta (el porqué se los debo).

Creo que vi todos los formatos que hicieron: el de renovación (casas propias y ajena),  Vender para Comprar, los desafíos... hasta el casamiento de Drew (el vestido que usó su novia es uno de los más lindos que vi en mi vida).

Otra confesión: suelo adelantar, miro la presentación, las casas a reformar y de ahí salto al resultado final (soy un poquito ansiosa).

¿Quién no deseó más espacio abierto después de sus programas?
Creo tienen dos puntos fuertes: los baños y las cocinas (otra de mis taras: me molestan  las alacenas que no llegan al techo). Ojo, tampoco estoy tan loca... acepto que bajen la pared hasta ellas. ¡Y ellos suelen diseñarlas así!

¡Atención!
Esto publicaron en sus redes sociales:



Canción con H:

He sido tan feliz contigo - Alejando Sanz 



En esas noches que escribo solo pretextos...
Lo que quiero decirte, amor:
es que he sido tan feliz contigo.



domingo, 10 de marzo de 2019

De Hilvanes y contrabando y el Test de Bedchel.

En 1985 Allison Bedchel lanzó una tira cómica en la que las protagonistas solo veían películas que cumplieran con tres premisas:
-Debían aparecer por lo menos dos personajes femeninos con nombre.
-Esos personajes tenían que interactuar entre sí (y llegar vivas al final).

-En esas charlas no se debía nombrar a ningún hombre.


A esto se le llama el Test de Bedchel que se usa para medir la presencia femenina en la ficción.

No me resulta raro que El Padrino o El Señor de los Anillos desaprueben el test; pero sí que Las reliquias de la muerte también lo haga.

Que una historia lo pase  no la hace más feminista, porque no se juzga el contenido de la charla.
El test usa para mostrar la brecha de género del resultado, porque nada dice del backstage (cuántas mujeres formaron parte del proceso de creación, cuántas de ellas ocupaban puestos de relevancia, etc.).

Creí que mis novelas lo pasaban caminando y... lo pasan. Hasta ahí nomás.
No tuve problemas con los primeros dos puntos, es en la parte de no hablar de hombres en la que aprueban (a mi gusto) raspando.
Quizás porque son historias románticas o hay muchos diálogos a varias bandas.
No me estoy justificando porque son lo que son, pero me resultó sorprendente.

En el sorteo navideño que organizó Letras, Libros y más gané un pack de Romantic Ediciones que incluía Hilvanes y contrabando de Elena Bargues.

Hilvanes y contrabando1876. Santander.
Mariela y su hermano Ernesto abandonan Cuba y recorren el mundo. Pero, cuando se instalan en casa de sus tíos en Santander, a Mariela le disgusta la inclinación por los naipes de su hermano y decide independizarse y emprender un negocio por su cuenta: un atelier de alta costura.
Pablo Torres, primogénito y heredero de una naviera santanderina, será contratado por el gobierno español como agente, bajo el seudónimo de Pedro Saro, tras el asesinato de un capitán en los muelles ingleses y la compra y desaparición de las armas empleadas en las guerras carlistas. Sus sospechas pronto recaen sobre los dos hermanos quienes, a causa de la vida disipada de Ernesto y del taller de Mariela, se han convertido en el epicentro de las intrigas de los contrabandistas.
Mariela y Pedro no tienen nada en común, pero se verán obligados a unir sus esfuerzos si desean defender aquello que aman.
Elena Bargues nos sumerge nuevamente en una historia bien hilvanada, llena de malentendidos, recelos, asesinatos, corrupción y robos. Una aventura trepidante por las calles y muelles de un Santander que se perdió en el incendio de 1941.

Si hay una novela que pasa el test sin problemas, es esta.

La dividiría en dos troncos vinculados: uno que habla del contrabando (confieso que al principio estaba un poco perdida entre tantos términos naúticos, pero la cosa se acomoda).
El otro habla de los hilvanes; mostrando  mujeres dispuestas a romper con los límites de la época. Tienen expectativas y se potencian entre ellas; pero también tienen los pies en la tierra y reconocen la importancia de la formación  para cumplir sus metas.
Y eso me gustó mucho.





jueves, 7 de marzo de 2019

De la A a la Z multimedia: letra G


¡Cómo me gustan los programas de decoración  y los de renovación y los de concursos de renovación y decoración!

Este es un desafío en el que dos diseñadores (que sospecho no son  profesionales porque a modo de ejemplo del estilo que prefieren muestran su  casa) redecoran un ambiente a gusto del cliente.
Si superan varias etapas, se consagran con todo y trofeo.

Los resultados obtenidos me parecen... cuestionables; pero la culpa no es toda de los participantes porque no tienen  mucho tiempo o un gran presupuesto; además usan los muebles que hay en el ambiente a redecorar.  Ojo, cuentan con un asistente que sí sabe (y suele verse agobiado) que los ayuda con el bricolage.

¿Y qué tiene de bueno entonces?

Programa a programa muestra distintos tipos de  construcciones con una fotografía hermosa y contando la historia del estilo con datos de color  (literalmente: en uno de los programas cuentan que antes se usaba la orina de toro para colorear).


Canción con G:
(Just) Give a reason - P!nk ft. Nate Ruess


No voy a empezar (otra vez) con lo mucho que me gustan las canciones charladas y blah, así que lo sintetizo en ¡qué canción tan hermosa!

Just give me a reason
just a little bit's enough
Just a second we're not broken just bent
and we can learn to love again.
It's in the stars
it's been written in the scars on our hearts
We're not broken just bent
and we can learn to love again...








domingo, 3 de marzo de 2019

Gabriel Rolón - La Voz ausente.

LA VOZ AUSENTE 
Las cosas no siempre son como parecen, y cuanto más cerca aparenta estar el mundo de cierta calma, mayor suele ser la tormenta que se gesta en lo inesperado. Un rayo acaba en segundos con la ensoñación de Pablo Rouviot después de disfrutar de un concierto de violín de una de sus pacientes: su mejor amigo, José, “el Gitano”, fue encontrado al borde de la muerte en su consultorio con un tiro en la cabeza. Todo parece indicar un intento de suicidio. Pero Pablo siente que no es así: algo en lo más profundo de su ser le dice que la verdad es otra, y una vez más debe jugarse la vida para llegar al grado cero de un presente imposible de poner en palabras. Llevado por un impulso que lo empuja al límite de lo irracional, el licenciado Rouviot, con la ayuda de su fiel compañero, el subcomisario Bermúdez, se interna en una trama incierta, un universo críptico y siniestro, con leyes propias, en el que el develamiento de un secreto familiar lo deja cara a cara con un enemigo oscuro, inteligente y peligroso. Casi sin darse cuenta, se sumerge en una historia en la que deberá poner en juego sus herramientas analíticas para esclarecer la investigación policial, sin sospechar que a cada paso se irá convirtiendo en una potencial víctima. Vértigo, erotismo, juegos riesgosos que tienen a la muerte como protagonista hacen de La voz ausente un thriller psicológico trepidante que genera en el lector sensaciones tan extremas como desconocidas. Un libro que confirma definitivamente a Gabriel Rolón como uno de los narradores más sólidos y efectivos a la hora de bucear en las turbulentas aguas de las pasiones humanas.


Si la historia fuera un vino, diría que tiene cuerpo de thiller, con notas de  teorías del psicoanálisis y filosóficas, envuelto de un bouquet de mitos griegos.
El caracter está dado por las referencias de varios clásicos de la literatura y fue madurado en los rincones de Buenos Aires.

Y diría que me gustó.

Habíamos conocido a Pablo Rouviot y compañía en Los Padecientes y volvemos a encontrarlo tomando más vino que café.

No es que la trama dé un giro totalmente inesperado, pero es atrapante.
Como en el psicoanálisis, la importancia está puesta en las palabras.

Si tengo que poner un pero: es que sea Pablo el que haga tooooodas las deducciones y recuerde, no solo los clásicos, sino sus personajes, circunstancias, etc.

Por momentos degusté más el qué que el cómo.

Pero me dejó un buen sabor de boca.